La calle Avellaner cambia de cara y elimina las barreras

El Ayuntamiento ha iniciado la reforma del primer tramo de la calle del Avellaner, en el barrio de Sant Ildefons. La actuación consiste en reurbanizar el entorno del bloque de los números 1-3-5, para eliminar las escaleras continuas actuales e incorporar un sistema de rampas, con una pendiente máxima del 6%, para hacer más accesible toda la zona.
La nueva configuración del espacio será mucho más agradable y permitirá que haya una grada para fomentar el uso lúdico de este tramo de la calle, además de mantener su función principal como paso accesible.
La actuación implica renovar el pavimento, incorporar más vegetación, aun manteniendo los árboles existentes, adecuar la instalación de riego, y cambios en el mobiliario urbano, como la colocación de farolas más modernas de tipo LED. También se unirán en un solo parterre vegetal todas las palmeras que ahora tenían un alcorque individual.
El plazo previsto para los trabajos es de unos cuatro meses, y el presupuesto de las obras asciende a 484.817,10 euros.

Se elimina la escalera de la calle Urgell
Por otro lado, la actuación en las calles Urgell y Empordà, en la Gavarra, es una de las más destacadas que han empezado este año dentro del programa Cornellà Natura, con un presupuesto de 888.328,68 euros. Es especialmente notable porque entre otras cosas elimina la obsoleta escalera que enlaza la calle Urgell con la plaza Tárrega, apostando por un recorrido mediante rampas, sin barreras arquitectónicas.

Este verano han terminado las obras que han permitido conectar la zona verde de la calle Montserrat Roig al parque del Canal de la Infanta. Esta reurbanización y mejora de la accesibilidad ha sido posible gracias al reciente soterramiento de las torres eléctricas que había habido en la zona durante décadas.

CORNELLÀ NATURA